contadores de paginas web

La vía láctea

La Vía Láctea

Es una galaxia en forma de espiral, la cual se ve como una línea blanca que atraviesa el firmamento. En ella se encuentra el sistema solar y nuestro planeta Tierra. En el siglo V a.C., Demócrito, un astrónomo griego, ya tenía conocimiento de esta estructura y afirmaba que dicha línea blanca era un conglomerado de estrellas.

Ubicación de La Vía Láctea

Hace parte de un conjunto de por lo menos 40 galaxias al que se le denomina Grupo Local. Es la segunda galaxia más grande del Grupo, después de Andrómeda o M31. La galaxia del Triángulo, o M33, también hace parte del este conjunto y es tres veces más pequeña que la Vía Láctea.

Las otras galaxias que componen el Grupo Local, como la Gran nube de Magallanes, la Pequeña nube de Magallanes y la Enana de la Osa Menor, orbitan alrededor de las tres primeras, es decir, son galaxias satélites. Los conjuntos de galaxias como el Grupo Local también se reúnen en estructuras estelares más grandes llamados supercúmulos. Nuestro Grupo pertenece al Supercúmulo de Virgo, con 200 millones de años luz de extensión.

Localización de la Vía Láctea dentro del Grupo Local.

Localización de la Vía Láctea dentro del Grupo Local.

Composición y forma de La Vía Láctea

Tiene una extensión aproximada de 100.000 años luz y está constituida por nebulosas, polvo cósmico y varios miles de millones de estrellas. El 70% de ellas se localiza en el centro de la galaxia, también conocido como bulbo, y el 30% restante se localiza en sus brazos o espiras. El bulbo no se puede apreciar con claridad debido a que es muy brillante. Además, los científicos consideran que en el centro de la galaxia puede existir un agujero negro que no permite el paso de la luz.

La Vía Láctea hizo parte de los relatos míticos de algunos pueblos de la antigüedad. Su nombre proviene de la mitología griega según la cual, la mancha de color blancuzco que se observaba en el cielo era la leche que la diosa Hera había derramado al intentar amamantar a Hércules. Para los Vikingos, la Vía Láctea era el camino que conducía a los muertos al Valhala, la fortaleza construida en el palacio del máximo dios vikingo, Odín.

Partes de la Vía Láctea

 

Referencia:
COBOS PINZÓN, F. (2010). Hipertexto. Editorial Santillana.