contadores de paginas web
Imprimir

Origen del hombre americano

 
 

Primeros pobladores americanos

En la historia de nuestro planeta ocurrieron cambios climáticos conocidos como glaciaciones. Durante la última de ellas, entre 50.000 y 10.000 años antes, los casquetes de hielo de los polos y de las altas montañas se extendieron más allá de sus límites actuales, el nivel de los océanos bajó hasta en 60 metros, las lluvias fueron menos frecuentes y la vegetación cambio en todo el planeta. Grandes territorios hoy bajo el mar, estaban en ese entonces cubiertos de bosques y pastizales, poblados por animales de todo tipo.

Primeros pobladores del continente americano

Cuando los europeos llegaron a las “Indias”, en 1492, no tardaron en entender que no estaban en la China o en la India sino en un nuevo mundo, un continente separado de Europa, Asia y África. Entonces, buscaron explicaciones en los relatos bíblicos: casi todos los pueblos de la antigüedad fueron propuestos como antepasados de los indígenas americanos. Algunos consideraron que provenían de unas de las tribus perdidas de Israel, o de uno de los tres hijos de Noé, o bien que eran descendientes directos de Adán y Eva. Por esta razón llego a considerarse que el paraíso terrenal se encontraba en estas nuevas y maravillosas tierras.

Sin embargo, las primeras hipótesis sobre el origen del hombre americano se formularon en 1881, cuando el pensador argentino Florentino Ameghino propuso que los primeros seres humanos surgieron en el continente americano, más específicamente en Argentina, desde donde poblaron el mundo. Su hipótesis pronto seria cuestionada por otros investigadores que abogaban por que las poblaciones precolombinas llegaron a América, y lo hicieron por múltiples vías.

Alex Hrdlicka  Mapa estrecho de Bering
Alex Hrdlicka. Al principio del siglo XX, este antropólogo afirmó que el hombre había llegado desde Asia cruzando el "Estrecho de Bering" hace unos 12 mil años, por medio de migraciones. Según este checo, los emigrantes eran principalmente nómadas de Asia. Esta teoría la elaboro para refutar la teoría Autoctonista de Florentino Ameghino.

En la década de 1920, el profesor Alex Hrdlicka propuso la hipótesis de que todas las poblaciones americanas descienden de un único grupo de gentes que vino desde el continente asiático a través del Estrecho de Bering, el corto tramo que separa a Siberia, en el Asia de Alaska, en América.

A partir de 1940, nuevos datos permitieron que otros investigadores defendieran la hipótesis del origen múltiple de las poblaciones americanas. A partir de principios arqueológicos, lingüísticos y antropológicos el investigador francés Paul Rivet estableció una teoría migratoria que explicaba el origen del hombre americano por la llegada de cuatro oleadas de grupos étnicos diferentes procedentes de Asia, Australia y la Polinesia. En la misma época, J. Imbelloni sostuvo la idea de la existencia de seis oleadas migratorias de las cuales, por adaptación al medio, se derivaron once grupos distintos de amerindios.

El asunto no es fácil. En resumen, el poblamiento del continente americano podría deberse a distintos grupos que entraron en la última glaciación a lo largo del puente de tierra emergido entre Asia y América, pero también, tal vez, en tiempos más recientes llegaron otras gentes por vía marítima a través del pacifico, desde Australia, Polinesia y el Sudeste Asiático.

Mapa del poblamiento de América
Mapa del poblamiento de América. Se muestran las rutas de las oleadas migratorias desde diferentes puntos hacia el continente americano.

Hoy, los trabajos científicos y los descubrimientos arqueológicos permiten documentar parte del enigma del origen del hombre americano. Sabemos que América fue poblada desde el exterior, por seres humanos de la especie homo sapiens sapiens, cuyo cuerpo y mente eran ya tan desarrollados como son los nuestros en la actualidad y cuyos instrumentos les permitían hacer frente a todo tipo de ambientes.

La vida de los primeros pobladores de América

Los arqueólogos han llegado al acuerdo casi unánime sobre que los primeros americanos salieron del norte de Asia y entraron en el Nuevo Mundo por la zona del Estrecho de Bering. Los primeros pobladores del continente americano habrían llegado hace cerca de 14.000 años o tal vez algo más, ya que se cree que los grupos humanos pasaron en varias oportunidades durante la fase final de la llamada Edad de Hielo.

Los hombres de esta época (conocidos por los restos de hallados en Siberia, al norte de Asia) eran cazadores de grandes presas como renos, bisontes, caballos y mamuts lanudos, pero comían también moluscos, plantas, aves y otros mamíferos de menor tamaño como conejos, antílopes y ciervos. Su llegada debió ocurrir de forma accidental, caminando tras los animales que les servían de sustento. En efecto, durante ciertas épocas de la Edad de Hielo, Asia y América no estaban separadas: con tanta agua congelada el nivel del mar había bajado y el fondo marino había sido ocupado por plantas y animales y por los cazadores que con el tiempo se convirtieron en los primeros americanos.

cazadores, primeros americanos

Su fuente de sustento fue la cacería de grandes animales, pero también recolectaban semillas, frutos, huevos de aves, en fin, todo lo que encontraban a su paso y les aseguraba la supervivencia. Vivían en pequeñas bandas, de no más de veinticinco individuos, y dependían cien por ciento de las estaciones y cambios climáticos, los cuales marcaban su movilidad.

Estos grupos de cazadores no conocían la agricultura, ni otras actividades más complejas como la alfarería o la metalurgia, pero eran excelentes talladores de piedra que implementaron diferentes tecnologías para obtener fuertes y cortantes raspadores, cuchillas afiladas y ligeras o finas agujas que facilitaron el destazamiento de presas, la perforación de huesos para extraer el tuétano y el trabajo con las pieles, entre otras actividades. De hecho, tres cuartas partes de nuestra historia está escrita en estos instrumentos de roca que los arqueólogos estudian con detalle para intentar comprender la forma de las sociedades que las hicieron y utilizaron.

Con hueso, asta y madera hacían agujas con ojo, mangos, anzuelos, arpones y lanzadores de dardos. En sitios bien conservados se han hallado objetos de cestería como canastos y sandalias, e incluso las pieles con las que se vestían o cubrían los pisos de sus viviendas. Los instrumentos de las culturas aborígenes más antiguas del continente americano variaron con el lugar y la época, y desde el inicio de la historia hubo una gran diversidad cultural.

La vida de los cazadores y recolectores del paleolítico dentro de una cueva

Contactos con los viajeros del Viejo Mundo antes de los españoles

Hacia el año 1.000 de nuestra era, exploradores vikingos establecieron una pequeña colonia en la costa este de Canadá. Es probable que los navegantes polinesios, que poblaron las islas del Pacífico, hallan llegado hasta Suramérica y puede que existieran contactos transatlánticos entre la costa occidental africana y el noreste de Brasil.

 
 
Palabras Claves: origen del hombre americano / origen del hombre americano resumen / el origen del hombre americano / primeros americanos origen / teoria del origen del hombre / caza del hombre americano / origenes del hombre americano / la antiguedad del hombre americano /