contadores de paginas web
Imprimir

Historia de la música: Período Moderno

 
 

RUPTURA CON EL PASADO

En las postrimerías del siglo XIX, una ten­dencia a romper con los moldes clásicos caracterizó a los mú­sicos jóvenes. Cambios bruscos en los estilos, técnicas, princi­pios, tendencias y conceptos pretendían barrer la influencia románteica que ejercían los alemanes, especialmente Wagner.

La experimentación fue la fase primera de los músicos contemporáneos, aunque luego muchos de ellos reaccionaron radicalmente, para volver a las formas y estilos tradicionales. Otros canalizaron su talento hacia las formas de expresión populares, recogiendo costumbres y valores de sus lugares de origen.

Al agrupar la obra de los músicos modernos, seis son los movimientos que resaltan: el impresionismo, el expresio­nismo, el dinamismo o neoprimitivismo, el neoclasicismo, el neorromanticismo y el jazz.

IMPRESIONISMO


Claude Debussy iniciador y máximo representante del llamado impresionismo musical, sus innovaciones armónicas abrieron el camino a las nuevas tendencias musicales del siglo XX.

El movimiento impresionista en la música se da paralela­mente al movimiento impresionista en la pintura, y al igual que en él los músicos intentan dar, en sus obras, su impresión personal sobre el tema que tratan. El motivo tiene aquí menos valor que el sentimiento que inspira en el artista, por eso no hay mucho realismo: lo que impera es el subjetivismo, para lo cual los músicos ensayan acordes, progresiones, cadencias y tonalidades nuevos, pues estiman que los tradicionales ya no les sirven. Principales representantes del impresionismo musical son Claude Debussy, Maurice Ravel y Frederick Delius.

EXPRESIONISMO

Manteniendo siempre en primer plano la expresión del sentimiento personal, el movimiento expresionista en la música incorpora fundamen­talmente técnicas que pueden ser consideradas "revoluciona­rias", tales como el "atonalismo" (desobediencia a las leyes de tonalidad vigentes) y "dodecafonismo" (forma musical basada en el empleo de doce sonidos de la gama cromática, con exclusión de otra escala sonora). Los exponentes más destacados de esta tendencia son los austríacos Arnold Schoenberg y Alban Berg.

DINAMISMO O NEOPRIMITIVISMO


Una de las fechas clave que señalan el nacimiento de la llamada música contemporánea es el 29 de mayo de 1913, día en que se estrenó el ballet de Stravinsky "La consagración de la primavera".

Es en este movimiento mu­sical donde se puede apreciar con mayor claridad la tenden­cia a rescatar los valores popu­lares para incorporarlos a la creación musical. Se acentúa aquí el uso de los ritmos primi­tivos con una fuerza salvaje y elemental. La obra de Igor Stravinsky es exponente de este movimiento.

NEOCLASICISMO

En esta tendencia hay un retorno a las formas y estilos de los siglos XVI, XVII y principios del XVIII, pero sin abandonar la técnica armónica y tonal de las escuelas contemporáneas. También Igor, Stravinsky incursionó en este movimiento, junto a Paul Hindemith.

NEORROMANTICISMO


Richard Strauss (1864-1949) revivió en la música la influencia romántica de Wagner. Curiosamente su padre, Franz, fue el principal detractor del músico.

Se trata de una continuación del romanticismo germano, que en un comienzo había sido abandonado, pero que resurge con nuevos bríos retomado por los maestros alemanes Ernest von Dohnányi, Richard Strauss y Gustav Mahler.

JAZZ

El liberalismo de la música de jazz se infiltra también en la llamada música seria, imponiendo técnicas y estilos propios que son tratados en forma magistral por los norteamericanos George Gershwin y Aaron Copland.


George Gershwin (1898 - 1937) introdujo las formas del jazz a la música seria.

 
 
Palabras Claves: periodo moderno / periodo moderno de la música / historia de la musica moderna / Per / Periodo musical moderno / periodo moderno musical / la musica en el periodo moderno / m /