contadores de paginas web
Imprimir

Convivencia y grupos humanos

 
 

Convivencia

Convivencia significa vivir en compañía de otros, sin ella el hombre no podría desarrollarse como persona, pues su desarrollo está unido siempre a otros. Pero la convivencia no es sólo vivir, debe ser vivir preocupándose por los demás, y para ello es necesario desarrollar actitudes de respeto, comprensión y comunicación. El respeto consiste en tratar a los demás de manera que no se les ofenda. La convivencia, por tanto, se hace imposible cuando se falta al respeto.

La comprensión es la facultad de entender la forma de actuar de otras personas. Para convivir con las personas hay que comprenderlas. La comunicación y el diálogo son imprescindibles para convivir con ellos. Si en un grupo no existe comunicación no hay convivencia, del mismo modo que varios muebles, por muy juntos que estén, no conviven entre sí. La convivencia también se puede dar entre grupos o países. Precisa de los mismos requisitos que la convivencia entre individuos: respeto, comprensión y comunicación. La convivencia debe estar basada en unas normas, y estas normas, se aprenden en los grupos de convivencia.

DIMENSIÓN SOCIAL DEL HOMBRE

El hombre aislado no puede desarrollarse como persona. Cuando es niño, anciano o está enfermo necesita de otras personas. Para aprender también necesita de la ayuda de otros, ya sea por medio de libros, de palabras, etc. Todo lo tenemos que aprender.

familia
Desde el nacimiento del niño hasta su edad adulta, la familia conforma el núcleo donde se desarrolla su personalidad en base a la educación recibida.

El hombre es un ser social, tiene que vivir en una sociedad, pero a la vez debe desarrollarse individualmente. Al vivir en comunidad, hay que establecer unas reglas que se pueden resumir en una frase: “Los derechos de una persona terminan donde empiezan los de las demás”. Así, la sociedad se organiza para evitar que la vida sea un desorden. La humanidad ha venido ensayando desde los comienzos de su historia distintos modelos organizativos. Unos han fracasado rotundamente en sus objetivos y otros persisten.

LOS GRUPOS DE CONVIVENCIA HUMANOS

La familia

La familia es “la célula de la sociedad”. Del mismo modo que el cuerpo está formado por células, la sociedad está formada por familias. Se entiende por familia el conjunto de personas que viven juntas. En sentido más amplio, se habla del conjunto de personas unidas por vínculos de parentesco, es decir, el conjunto de parientes: padres, hijos, abuelos, tíos, etc. En una familia existen varios elementos: Elementos personales: son las personas que forman la familia. Elementos materiales: son el dinero y los bienes que tiene una familia. Entre estos elementos hay unas relaciones que deben basarse en el amor. Las relaciones entre los elementos personales son:

Conyugales: Entre los esposos. Deben estar regidas por el amor, la comprensión y el respeto entre ellos. Si las relaciones entre los esposos son buenas, la familia funcionará bien.

 Si la relación entre la pareja de esposos en una familia se encuentra en mal, toda la familia ira mal
Si la relación entre la pareja de esposos en una familia se encuentra en mal, toda la familia ira mal.

Paterno-filiales: Es la relación entre los padres y los hijos. Los padres tienen una función principalmente educativa: tienen que enseñar a sus hijos, hablar y jugar con ellos, darles ejemplo, poner los medios necesarios para que aprendan. Deben ser relaciones basadas en la autoridad y la obediencia, pero no hay que confundir autoridad con autoritarismo; el autoritarismo impone de mala manera, la autoridad, la mayoría de las veces, convence. Cuando los hijos son mayores deben preocuparse de sus padres. Es un deber de justicia atender a los padres cuando llegan a su ancianidad.

Relaciones fraternales. Son las relaciones entre hermanos. Los hermanos mayores deben proteger y educar a los pequeños. Muchas veces hay, entre los hermanos, un espíritu de competencia. Esta competencia, si es bien encaminada por los padres, puede prepararles para la competencia que encontrarán después, a lo largo de toda su vida.

Relaciones con parientes y amigos. Son muy importantes para educar en la convivencia y la comunicación con los demás. Los padres deben procurar que la casa esté abierta a este tipo de reuniones.

 reuniones entre la familiares
Este tipo de reuniones entre la familiares y amigos afianzan las relaciones y confirman a las familias como parte clave de los distintos sistemas sociales.

Relaciones externas. La familia no debe estar encerrada en sí misma, sino, por el contrario, abierta al resto de la sociedad, colaborando con otras personas y organizaciones. Entre ellas destacan la escuela, la parroquia, las asociaciones culturales y recreativas, los clubes deportivos, etc.

También existen elementos materiales, entre estos destacan el dinero, la casa, los alimentos, muebles, juguetes, libros, etc. La familia tiene que tener un mínimo de medios materiales. Sin ellos es difícil que cumpla los fines de alimentación, mantenimiento y educación de los hijos. En el caso de que una familia no tenga esos medios mínimos, es obligación del estado proporcionárselos.

La familia es una comunidad educativa

Efectivamente, lo es, ya que es la primera escuela. En ella se aprenden los conocimientos más básicos y fundamentales; se aprende a hablar, a relacionarse con los demás. Es el lugar donde el niño tiene sus primeras relaciones sociales. Las dos virtudes sociales más importantes, el amor al prójimo y la justicia, las aprende el hombre principalmente en la familia. En la sociedad también tiene mucha importancia la autoridad justa y la obediencia. Estas dos virtudes también las tiene que aprender el hombre en la familia. Si las ha aprendido bien y alguna vez tiene que mandar en la sociedad, lo hará respetando la dignidad de los demás. Lo mismo sucederá con la obediencia.

solidaridad
El trabajo bien realizado, el ser responsable, el ayudar a los demás y la solidaridad, también se aprende en la familia.

ESCUELA

Después de la familia, la escuela es el segundo grupo primario de convivencia. La escuela surge por la incapacidad que tienen los padres de dar una educación intelectual completa a sus hijos. Por esta razón, los padres delegan su derecho a la educación en otras personas, que son los profesores. La escuela tiene como objetivo fundamental la educación integral de los alumnos. La educación abarca varios aspectos:

Intelectual: Que es el desarrollo de nuestra inteligencia y de la capacidad de aprender. Se hace mediante el desarrollo de las distintas asignaturas.

Físico: Es el desarrollo de nuestro cuerpo. La educación física se encarga de desarrollarlo armónicamente.

Afectivo: Es el conjunto de nuestros sentimientos. Se desarrolla mediante las relaciones del alumno con los profesores y compañeros.

Religioso: Se encarga de desarrollar y ordenar las relaciones de las personas con Dios.

Ético y moral: Trata de desarrollar el espíritu de las personas y las buenas relaciones entre ellas.

Profesional: Es la preparación para la vida del trabajo, entendido éste como medio para conseguir bienes y servir a la sociedad.

Para alcanzar el desarrollo de todos los aspectos se utilizan, en la escuela, una serie de sistemas y medios que faciliten el trabajo escolar.

La escuela
La escuela busca el desarrollo de la dimensión individual y social de la persona.

La convivencia en la escuela

En la escuela se amplía el campo de relaciones sociales. Los elementos principales de la escuela son tres: padres, profesores y estudiantes. Estas variantes tienen diferentes relaciones entre sí, cuales son:

Padres-padres: Al ser una comunidad es muy importante que exista comunicación entre los padres para determinar la formación que quieren para sus hijos.

Padres-profesores: Como los dos buscan el mismo fin para los hijos, es necesario que se pongan de acuerdo. La entrevista es el medio usado para que exista una comunicación entre ambas partes.

Padres-estudiantes: Esta relación tiene dos vertientes: por una parte, los padres deben hablar y ayudar a sus hijos en las diferentes tareas escolares; por otra, los hijos deben contar a sus padres lo que les sucede y pedir su ayuda en caso necesario.

Profesores-alumnos: La relación entre profesores y alumnos debe basarse en el respeto y la comprensión. Los profesores deben ayudar a sus alumnos a desarrollarse como personas. Los alumnos tienen que respetar a los profesores del mismo modo que los profesores deberán respetarles a ellos.

Alumnos-alumnos: Las relaciones entre compañeros deben basarse en el compañerismo. Entre ellos tienen que respetarse, ayudarse, ser generosos, comprensivos, respetar las reglas de los juegos, etc.

La escuela es como una sociedad en miniatura
La escuela es como una sociedad en miniatura. Los profesores representan a la autoridad.

En la escuela se desarrollan las actitudes que van a tener que practicarse en la vida de adulto, el componente social de los niños mediante la conversación y la comunicación. Del mismo modo que en la familia pueden aparecer conflictos, sucede en la escuela. Por ejemplo, si no existe compañerismo, habrá niños que se vean aislados e incluso perseguidos por sus compañeros, o si los profesores no respetan a sus estudiantes se convertirían en tiranos, y ellos no aprenderían lo que es la autoridad bien utilizada. En general, la escuela no llevará a cabo su cometido social cuando se pierdan de vista las normas fundamentales de convivencia que recogen las Declaraciones de los Derechos Humanos.

EL GRUPO DE AMIGOS

La primera experiencia social del niño fuera de la familia es el grupo de amigos, que tiene una importancia muy grande en el aprendizaje social. Normalmente, en el grupo de amigos hay algo en común entre todos los integrantes y su relación se da como un consenso natural. Esta es la gran diferencia con respecto a la familia y la escuela, donde existe la autoridad de los padres y los profesores.

En el grupo de amigos hay toda clase de compañeros. De esta manera, cada componente del grupo aprende de manera informal -sin que nadie se lo imponga-  gran cantidad de modos de ser y comportarse de los demás. El niño tendrá amigos más fuertes y otros más débiles que él, unos más listos y otros no tanto. De todos irá aprendiendo e irá formando su personalidad. A su vez, él servirá para que los demás aprendan.

niños-jugando
Si en un grupo un niño es aceptado por los demás, adquirirá confianza en sí mismo, seguridad personal y buena imagen de sí. Sí por el contrario, el niño es rechazado, perderá la confianza en sí mismo.

En el grupo se aprenden virtudes sociales, como el compañerismo, la cooperación o la sociabilidad. También se preparan sus componentes para la competitividad, la autodefensa y el mantenimiento del propio prestigio.

Grupos secundarios de convivencia

Los grupos secundarios de convivencia son todos aquellos en los que las personas se integran libremente para conseguir determinados fines. Cada grupo tiene unos fines concretos que lo diferencian de los demás. Las relaciones en los grupos secundarios son menos fuertes que en los primarios, especialmente la familia. Además, a diferencia de ésta, la unión o pertenencia a un grupo secundario es más voluntaria.

El pertenecer a una familia concreta no se puede elegir, nos viene ya dado, mientras que el estar incluido en una u otra asociación sí lo escogemos de acuerdo con nuestros gustos personales. Todos los grupos, tanto primarios como secundarios, son necesarios para socializarnos, es decir, para enseñarnos a ser seres sociales, sociables, que practican la convivencia y que a la vez se desarrollan como personas individuales.

colectivo animalista
Este colectivo animalista es un ejemplo de grupo de convivencia secundario, donde se reúnen personas con una misma causal social.

En las sociedades primitivas, más simples que la actual, la sociedad se organizaba sólo con grupos primarios, pero en la actualidad, y debido a la gran complejidad de la sociedad, se necesitan muchas organizaciones sociales que busquen el mayor bien común. El hombre es un ser que trabaja, se divierte, es político, tiene afán de cultura, necesita la religión, etc. Estos fines individuales son comunes a los demás hombres. Al ser algo común, normalmente se unen personas que persiguen los mismos fines. De este modo, surgirán asociaciones laborales, deportivas, recreativas, políticas, culturales, religiosas, etc.

 
 
 
Palabras Claves: grupos que organizan convivencias /